domingo, 13 de noviembre de 2011



Fuiste y eres apoyo de grandes reyes, y ahora ante ti descansan los suspiros y lamentos del pueblo llano.

Huida al Egipto de mis penumbras al amparo de las fortaleza de las fortalezas.
Angustias que invade mi alma, y que ante ti se postran tras siglos de honor y gloria.
Posada de mi lamento, centinela de mi pena, susurro de mi sollozo, limpieza de alma que se enjuaga en la fuente de tu abundancia.
Gracias por dejarme perderme en ese paraíso terrenal que es la Alhambra. Por recorrer en el más absoluto de los silencios ese claustro natural de flores que es tu generalife.
Por eso siempre serás la mejor de las amantes, siempre serás la mejor de las amadas, pronto veremos a vernos, un beso mi Granada….

Granada.....